Contracturas por frío

Estamos en un período con bajas temperaturas lo que nos puede llevar a sufrir dolores musculares debidos a las contracturas que se producen al encogernos.

En efecto, al sentir frío nos encogemos y al encogernos se contraen involuntariamente los músculos del cuerpo lo que los hace más propensos a calambres y espasmos que hacen que se vuelvan tensos o rígidos (retracción de las fibras musculares).

Las contracturas se producen de manera mecánica como reacción al frío y provocan lumbalgia o dolor de espalda intenso y duradero.

En muchas ocasiones, este dolor no solo afecta a la espalda sino que se puede extender a las piernas provocando entumecimiento u hormigueo. Incluso a veces con reflejos tendinosos profundos y exagerados, como un reflejo rotuliano.

Si salimos con poco abrigo, estaremos haciendo que la musculatura soporte malas posiciones durante períodos prolongados en el tiempo, entonces se acrecienta aún más la aparición de estas contracturas que provocan lumbalgia debido a la exposición prolongada al frío.

También las personas que sufren fibromialgia y los pacientes con artritis suelen ser más susceptibles a los efectos del clima frío.

El tratamiento para el dolor muscular de tipo mecánico por contractura muscular se realiza con analgésicos, antiinflamatorios y relajantes musculares acompañados de fisioterapia y reposo activo.

La aplicación de calor (almohada eléctrica, bolsa de agua caliente, etc.) puede aliviar los síntomas.

By | 2019-10-16T08:54:03+00:00 octubre 16th, 2019|BLOG, Style|0 Comments

Leave A Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies